Semana Santa de Dulzura – Borrachuelos

Borrachuelos tw

Dependiendo de la región, unas recetas son más famosas que otras en estas fechas y, algo así, pasa con este dulce. Los Borrachuelos son un postre tradicional de Málaga en Semana Santa.

Este dulce de ascendencia andalusí, donde las especias, el anís y la miel forman una relación exquisita; no falta en las casas malagueñas en estos días. Cocinarlos puede resultar un proceso largo pero no es nada complicado y dará lugar a pasar una buena y divertida tarde en familia.

Los Borrachuelos pueden ir sin relleno, pero lo más típicos son los rellenos de cabello de ángel. Sin duda, esta receta nos transportará a los tiempos de nuestras abuelas. Sin más dilación, pasemos a la elaboración.

Ingredientes

  • 500 gr. Harina de trigo
  • 50 ml. Vino dulce
  • 50 ml. Vino blanco seco
  • 50 ml. Anís dulce
  • 50 ml. de Zumo de naranja
  • 125 gr. de Manteca de cerdo
  • 10 gr. de Ajonjolí y de Matalauva
  • 60 gr. Azúcar
  • Ralladura de 1 naranja
  • Piel de Naranja y de Limón
  • Una pizca de Sal
  • Aceite de Oliva Virgen Extra GARO
  • Cabello de ángel para el relleno

Cómo prepararlos…

  • En una sartén, ponemos a calentar la manteca de cerdo. Cuando se ha derretido, incorporamos la piel de naranja y de limón. De esta manera, aromatizamos la grasa que luego emplearemos para hacer la masa. Una vez aromatizada, retiramos las pieles y apagamos el fuego
  • A continuación, añadimos a la sartén el ajonjolí y la matalauva a la manteca aún caliente. Reservamos
  • En un bol grande, agregamos todos los ingredientes: la harina, los licores, el zumo, la ralladura de naranja, el azúcar y la pizca de sal. Removemos ligeramente para mezclarlos. Después, añadimos la manteca derretida, ya templada, con las semillas a la mezcla
  • Removemos los ingredientes; primero con la ayuda de la cuchara y luego con las manos hasta formar una bola que no se nos pegue. Aunque al principio nos parezca que es demasiado grasa para la cantidad de harina, no os preocupéis, al final quedará toda absorbida en la masa. Dejamos que repose durante 1 hora tapada con un paño
  • Acto seguido, vamos cogiendo porciones de masa y formamos bolitas del tamaño de una nuez grande. Con un rodillo, estiramos cada una de las bolitas hasta que quede con forma ovalada
  • Colocamos una cucharada de cabello de ángel en el centro de cada porción y doblamos como haríamos con una empanadilla. Sellamos el borde apretando con los dientes de un tenedor
  • Calentamos en una cazuela no demasiado ancha abundante Aceite de Oliva Virgen Extra GARO. Es necesario que el aceite de oliva cubra los borrachuelos al freírlos. Cuando el aceite esté caliente, freímos los borrachuelos por ambos lados. Debemos estar pendientes de la temperatura para evitar que se quemen por fuera quedando crudos por dentro
  • Una vez dorados, los retiramos a una bandeja con papel absorbente para recoger el exceso de aceite

Como nota para los más golosos, los Borrachuelos podrán rebozarse en azúcar y canela o también podemos rellenarlos de crema, chocolate o lo que más nos guste. Es un postre que encantará en casa, ya veréis. En Aceites GARO, esperamos que os gusten tanto como a nosotros y os animamos a prepararlos. ¡No os arrepentiréis!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *