Albóndigas Españolas de la Abuela con Aceitunas Verdes GARO

albondigas-con-aceituna

Todos hemos comido alguna vez un buen plato de albóndigas y seguro que nos encantan. Pero hoy hemos querido darle un toque especial a este famoso plato para que nos vuelva a enamorar, así que le hemos añadido un rico y saludable ingrediente que le aportará un sabor impresionante. Las aceitunas verdes. Sin más dilación, pasamos a la cocina.

Ingredientes

  • Para las albóndigas:
  • 1 kg de carne molida de la que más nos guste
  • 1 patata pequeña
  • 1 cebolla pequeña
  • ¼ de pimiento rojo
  • 1 cucharada de comino molido
  • 4 cucharadas de perejil molido
  • 1 huevo
  • Sal y pimienta al gusto
  • Para la salsa:
  • 3 tomates
  • 1 cebolla
  • 4 o 6 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra garo
  • 1 cucharada de pimentón dulce
  • ¼ de cucharadita de pimienta negra
  • 1 taza de perejil picado
  • 1 cucharada de zumo de limón
  • ¼ de taza de agua de azafrán
  • Aceitunas verdes
  • Sal y pimienta al gusto

Elaboración:

  1. Pica muy finamente la patata, cebolla, pimiento rojo y perejil y mézclalos todos. También podemos añadir estos ingredientes en un procesador de alimentos para picarlos muy finamente.
  2. En un bol, mezclaremos la carne, las verduras picadas y el comino, huevo y la sal y pimienta. Removeremos para integrar todos los ingredientes y pasaremos a hacer las albóndigas.
  3. Para hacer la salsa, pondremos en una sartén, el aceite de oliva, la cebolla, los ajos, el agua de azafrán*, pimentón, sal, perejil y agua. Una vez empiece a hervir, cocinaremos a fuego lento durante 7 minutos.
  4. Pasado estos minutos, añadiremos las albóndigas y dejaremos cocer durante 15 minutos. Transcurrido este tiempo, añadimos las aceitunas y dejaremos cocer durante otros 20 o 30 minutos.
  5. Por último, añadiremos el zumo de limón y salpimentaremos al gusto. Podremos comer las albóndigas acompañadas de arroz o pan para la salsa.

*Para hacer el agua de azafrán, tostaremos las hebras de azafrán en una sartén y, a continuación, las añadiremos a ¼ de taza de agua caliente y dejaremos reposar.

Y listo, ya tenemos un plato rico y con un toque especial para reinventar nuestras famosas albóndigas. No dudéis en probarlas, os encantarán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *